Artículos y Publicaciones

Energía Espiritual:combustible para el alma

 En nuestros programas del Atleta Corporativo, trabajamos en la correcta administración de 4 fuentes de energía que reconocemos como básicas para el crecimiento y el desempeño de las personas. La Energía Espiritual, la Energía Emocional, la Energía Mental y la Energía Física conforman en su conjunto la energía que tiene la persona para llevar adelante su vida. A menudo recibimos consultas sobre el significado de cada una pero en especial sobre la energía espiritual. Parecería a veces, que la palabra “espiritual” trae consigo un cierto misterio o tabú.  Al conversar con los participantes de nuestros programas nos damos cuenta que por lo general una gran mayoría relaciona directamente lo espiritual con la religión (sea cual sea la misma). Si bien es cierto que las religiones nos permiten acercarnos a la búsqueda interior o espiritual , la energía espiritual por si misma no tiene que estar ligada a ninguna religión en particular, es la búsqueda interior y la posterior transformación lo que nos permite trabajar en mejorar nuestra energía espiritual. Entendemos por energía espiritual la motivación que surge de la interacción de nuestros más profundos valores orientados a lograr resultados que van más allá de nuestro bienestar propio.Pasión, Compromiso, Integridad y Honestidad son los motores de la energía espiritual.  En el día a día que vivimos es normal ver que dejamos de lado nuestros valores más profundos para “cubrir” de alguna manera urgencias o necesidades que se presentan a diario y que, unas vez cubiertas (o no), dejan nuevamente una sensación de vacío o de “falta de sentido para nuestra vida”.  Volver , o en algunos casos , encontrar por primera vez nuestros valores más profundos y “entrenarlos” a diario nos garantiza un nivel de energía espiritual óptimo para las tareas o misiones que debemos afrontar a diario.       

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *